Demostremos a la autoridad que nosotros sí podemos organizarnos

Por Alejandro Buendía

La Mesa de Salud de La Laguna fue directa y tajante. Necesitamos homologar criterios de acción para contener la aceleración de la epidemia causada por la enfermedad Covid-19.

En La Laguna de Durango se tomaron medidas drásticas; cierre de negocios no esenciales como bares, antros, cantinas y espacios públicos, se restringió la venta de alcohol, se limitó el acceso al transporte público y se sugirió no salir después de las 10 de la noche.

En Coahuila, por su parte, las medidas fueron laxas, más preocupadas por el dinero de unos cuantos que por la vida y el bienestar común.

Por un lado, prohíben mercados al aire libre pero mantienen la operación de bares y cantinas. Por otro, no homologan los criterios con La Laguna de Durango. ¿Y la coordinación? Nula, inexistente.

Es una vergüenza lo que están decidiendo las autoridades sanitarias. Están paralizadas, se les acaba el margen de maniobra, los hospitales están desbordados, las camas ocupadas, el personal médico y de enfermería exhausto y contagiado.

Por ello tenemos la oportunidad de levantar la voz, de organizarnos, de quedarnos en casa, de sólo salir a trabajar y a realizar actividades meramente indispensables. No estamos para juegos, pensemos en los médicos, médicas, enfermeras y enfermeros que día a día ven cómo se van muriendo cientos de personas. Pensemos en el cansancio de los trabajadores de la salud. Pensemos en las personas mayores de 55 años que son más propensas a morir. Pensemos en comunidad, en unión, en solidaridad lagunera.

¿Las autoridades locales, estatales y federales han hecho un mal trabajo? Sí, sus resultados son paupérrimos, sin embargo, no nos podemos quedar con esos señalamientos, es tiempo de actuar y de demostrar que nosotros sí podemos organizarnos.

Si por cuestiones políticas y empresariales Durango y Coahuila no quieren homologar criterios es muy su problema. En este momento no tenemos tiempo para hacer labor de convencimiento, es evidente que no tienen voluntad política ni social.

Hagamos un esfuerzo como sociedad y evitemos que esta epidemia continúe arrasando con la vida de cientos de laguneros. En nuestras manos está, al menos, prevenir nuevos contagios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: