Columna de Participación Ciudadana 29: DERECHO A LA INFORMACIÓN Y MUCHOS MÁS

Por Moisés Picazo Salazar

Este derecho junto con la transparencia y la rendición de cuentas -éstos dos últimos los dejaremos para tratarlos después- las autoridades no los aceptan, los rechazan y no los respetan en la mayoría de los casos.

El ciudadano no los conoce, no los ejerce y mucho menos los exige.

Como intento de solución a estas graves deficiencias, gracias al esfuerzo de la ciudadanía, se han creado Institutos garantes de estos derechos, tanto a nivel federal (IFAI) como a nivel de los estados (ICAI), el municipal lo desapareció Moreira I.

De todos los derechos contemplados en la Constitución y leyes correlacionadas éste es el que por sus características, depende para que se respete preponderantemente de nosotros los ciudadanos, pues como se mencionó si por los gobernantes fueran, los eliminarían.

Como se verá en seguida -otros derechos- el gobierno en sus tres niveles: Federal, estatal y municipal están obligados a darnos a los ciudadanos, y más o menos los cumplen, no como debieran, pero ahí están, por ejemplo, la seguridad pública en nuestros bienes y personas, tenemos “n” cuerpos policiacos que a veces se vuelven el azote de la ciudadanía y como prueba está la cifra negra de no denuncia de delitos.

Salud (no solo la ausencia de enfermedades), IMSS, ISSSTE, Seguro Popular, hospitales, centros de salud, etc, cuyas deficiencias son de todos conocidas.

Educación en manos del SNTE y la CNTE, con escuelas en diferentes niveles; primaria, secundaria, preparatoria y hasta universidades donde la preparación deja mucho que desear y se promueven o pasan de grado o nivel sin aprobar las materias, dejando a los educandos sin las herramientas de preparación para lograr un buen desempeño en la vida laboral, cívica, social, etc.

Libre tránsito, condiciones para trabajos dignos y bien remunerados, libertad de expresión, servicios municipales adecuados (seguridad, limpieza, alumbrado, pavimento, transporte, etc, etc) no terminaríamos de enumerar las fallas con las que se nos proporcionan.

Todos estos derechos y muchos más tenemos como simples ciudadanos, pero desgraciadamente la mayoría no los conoce y por lo tanto no los exige y el gobierno en sus tres niveles los administra y los da a quienes ellos deciden, de ahí la importancia del derecho a la información y que la gente conozca y practique.

El artículo 6º de la Constitución es una gran herramienta que todos podemos y debemos usarla y sólo como ejemplo se mencionan una parte de las siguientes fracciones:

I.- Toda la información en posesión de cualquier autoridad, entidad, órgano y organismo federal, estatal y municipal es pública…., o sea es de nosotros los ciudadanos y no de los empleados del gobierno, que también debemos aclarar, son empleados nuestros y nosotros les pagamos su sueldos y prestaciones.

III.- Toda persona, sin necesidad de acreditar interés alguno, justificar su utilización, tendrá acceso a la información pública…más claro no puede ser, pero los políticos, sus partidos y “sus empleados”, por ejemplo, sus diputados y senadores, no permiten que la población tenga acceso a esta práctica, en la que ni siquiera es necesario proporcionar nuestros datos personales, que también deben estar protegidos.

Para llegar a ser ciudadanos responsables, en todos sentidos, es necesario conozcamos lo elemental de los órganos de gobierno, pero éste con toda intención elimina de los planes de estudio materias como civismo, ética, lógica, filosofía, etc. para impedir que la gente piense, razone, y no actúe ni exija nada.

Es necesario que en nuestro fuero interno cambiemos nuestra mentalidad de súbditos y vasallos y tomemos el papel de mandantes y ciudadanos y exigir a los mandatarios que deben ser servidores públicos que sirvan a la ciudadanía y no se sirvan del puesto sólo para pensar egoístamente en sus bienes y propiedades, que en muchos de los casos son mal habidas, ya que no es posible que con los sueldos y prestaciones, que aun siendo bastante altos, salgan de los puestos públicos millonarios cada vez que termina un período de gobierno.

Exijamos que esos funcionarios públicos, funcionen y que estos sevidores sirvan a las personas, de acuerdo a las normas establecidas, y hagan su labor en beneficio de la comunidad y no de sus intereses particulares.

Por último invitamos a todas las personas que actuemos como ciudadanos responsables y no como simples habitantes, promovamos los valores cívicos en nuestro entorno, casa, trabajo, escuela, en la calle, etc., cumpliendo con nuestras deberes y obligaciones elementales y de esa manera exijamos a estos servidores que cumplan con su trabajo: Gobernar y solucionar problemas no sólo la administración de éstos, recordemos que nosotros somos los mandantes y ellos los mandatarios que nos deben obedecer, esto último debemos tenerlo como una convicción muy personal y empezaremos a cambiar esta triste realidad que tenemos.

Facebook: Participación Ciudadana 29

Twitter: @pc29laguna

www.pc29laguna.org.mx

Encuentre nuestras columnas anteriores en  El Siglo de Torreon

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: